Reserva de la Biosfera “Terras do Miño”

Foto: Diputación Provincial de Lugo

La Reserva de la Biosfera “Terras do Miño” abarca 26 ayuntamientos de la provincia de Lugo, en un área de 363.668,9 hectáreas. Esta fue, en noviembre de 2002, la primera zona de Galicia en obtener este reconocimiento de la Unesco, dentro del programa internacional MaB (Hombre y Biosfera), cuyo objetivo es conciliar la preservación de la diversidad biológica y de los recursos naturales con su uso sostenible.
Los municipios que abarca la Reserva de la Biosfera “Terras do Miño” se sitúan en la cuenca alta del río Miño y pertenecen, a su vez, a siete comarcas: Ourol (A Mariña Occidental); Alfoz, O Valadouro y Mondoñedo (Mariña Central); Abadín, A Pastoriza, Begonte, Castro de Rei, Cospeito, Guitiriz, Muras, Vilalba y Xermade (Terra Chá); Meira, Pol y Riotorto (Meira); Castroverde, Friol, Guntín, Lugo, O Corgo, Outero de Rei y Rábade (Lugo); Baralla (Os Ancares), Láncara y O Páramo (Sarria).
El área destaca por su calidad ambiental y la riqueza de su ecosistema. Los bosques de ribera constituyen uno de los mejores ecosistemas fluviales de Europa (árboles centenarios, plantas acuáticas y otras especies de gran interés, algunas incluídas en el listado de especies protegidas). Destaca, además, la calidad de las aguas fluviales, tanto del Miño como de sus afluentes, en las que no existen embalses, que favorece la conservación de especies como el mejillón de río o la nutria. Entre la rica fauna, en la zona de montaña habita el lobo.
A la riqueza del ecosistema se añade el valor de elementos de arquitectura popular como los molinos, muestra de la “cultura del río” y de la integración del hombre en la naturaleza. Además, son muchos y muy variados los atractivos de los núcleos urbanos. La visita a la Terra Chá obliga a conocer, por ejemplo, su rica gastronomía: las tortas de maíz de Guitiriz, el roscón de almendra de Vilalba, las patatas chairegas, las filloas, el capón de Vilalba y, lo más representativo de la comarca, su famoso queso artesanal de San Simón da Costa, característico por su forma cónica y su tonalidad ocre.
Los municipios de rico pasado histórico –y Vilalba es una buena muestra– ofrecen bonitas iglesias del románico rural, cruceros, pazos, castillos… De gran importancia arqueológica es el castro de Viladonga, en Castro de Rei. Mondoñedo, una ciudad cargada de historia, y Lugo, con su muralla Patrimonio de la Humanidad, son otras de las visitas obligadas en estas tierras.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
The following two tabs change content below.
Edurne Baines
Soy periodista. Cofundadora y directora de la editorial Belagua. Trabajo en proyectos editoriales centrados en la comunicación turística de Galicia, y desarrollo tareas editoriales, de comunicación y de creación y gestión de contenidos para todo tipo de publicaciones. Soy navarra, vivo en Vigo y adoro Galicia.

Hay 0 comentarios

¿Deseas hacer un comentario?





Recibir un mensaje solo si alguien responde a mi comentario.